• jul 22 2010

    Copas de Vino

    Copas de Vino

    Hoy queremos compartir las características que debe reunir la copa ideal para degustar un buen vino, pues como comentábanos en una publicación anterior, es importante reconocer el efecto que tiene la copa en la percepción del vino al beberlo.

    Fue a mediados del siglo XX, cuando Claus J. Riedel llegó a la conclusión de que el mismo vino servido en dos copas distintas tenía diferente sabor. Por ello fue el impulsador de la fabricación de copas de cristal especialmente diseñadas para cada variedad de uva y hoy en día tiene una producción anual de más de 7 millones de copas.

    La copa ideal se define como aquella que se destaca por la finura del cristal y además determina la apreciación visual del vino, el tamaño del cuerpo, el área de evaporación, la presentación aromática, y la abertura de la boca, lo que le da dirección al aroma y esencia al primer contacto del vino con el paladar.

    Según expertos en la materia, la copa ideal de vino debe reunir varias características:

    • Ser completamente transparente y con pie para apreciar bien el color.
    • Tener un diámetro de más de 6 cm., para que la nariz quepa en la copa al beber el vino.
    • Tener un delgado espesor, que pueda dar a los labios la sensación de saborear mejor.
    • Tener el borde ligeramente doblado hacia adentro, de manera que el olor se mantenga.
    • Tener un diámetro suficiente para que la copa tenga buena estabilidad.
    • Tener un pie suficiente como para poder sujetarla sin calentarla con la mano.
    • Tener una capacidad mínima de 150 cc.

    Para aquellos que sienten una verdadera pasión por el vino, invertir en unas buenas copas no será un gasto, sino más bien una inversión. Todos los expertos coinciden en que el efecto que se logra es realmente profundo.

    Posted by Etienne @ 16:44

    Tags: , , ,

Suscríbete

Síguenos en …