• oct 09 2009


    El sol abrasa las laderas de pizarra sobre las que florecen las viñas que darán La Ermita, el vino más caro de Cataluña, que la bodega Álvaro Palacios cría con mimo en Gratallops, en el extremo meridional del Priorat. Es un viñedo angosto y dividido en escarpadas terrazas en las que pocos enólogos invertirían algún céntimo para plantar una sola vid. Cuesta arañar vino de este entorno seco y escaso en lluvias, bañado por un clima ideal para obtener un caldo peleón. La rareza geológica y la orografía le transfieren una agilidad y frescura sin comparación en el territorio español. “Lo que ocurre en este viñedo es un milagro”, susurra Álvaro Palacios, riojano de nacimiento, entregado desde 1993 a embotellar el secreto que destila Gratallops. Leer más…

    Tags: , ,

Suscríbete

Síguenos en …